Consejos prácticos

¿Cómo realizar una correcta limpieza a un quirófano?

By 29 julio, 2019 No Comments

Cuando hablamos de un quirófano, hablamos del máximo exponente de limpieza que existe en el planeta.

No hay ningún sitio donde haya mayor riesgo de infección (heridas abiertas, operaciones, etc) y por tanto no debe haber un sitio más limpio que los quirófanos.

La limpieza de estas áreas de trabajo ha de ser limpiada y desinfectada con la mayor rigurosidad.

El Esplendor cuenta con un equipo de limpieza y desinfección de quirófanos profesional.

Por que todos sabemos que una mala limpieza de quirófanos pone en riesgo la vida de todas las otras personas que ingresen allí.

Tener una infección por un microorganismo o una bacteria es uno de los principales riesgos de los procedimientos quirúrgicos.

Por este motivo, la limpieza y desinfección para realizar estos procedimientos va más allá de limpiar los suelos y los elementos.

 

La limpieza y desinfección, primero en ti mismo

El lavado de manos es una parte clave para evitar cualquier contaminación o infección en la persona que se somete a un procedimiento quirúrgico.

Esto se debe a que las manos son el principal vehículo de contaminación exógena de infección hospitalaria.

Por medio del lavado se elimina la mayor cantidad de microorganismos de las manos que puedan hacer daño al paciente.

Este protocolo de limpieza es obligatorio y debe ir acompañado de una desinfección de alto nivel de los quirófanos.

Por tanto, uno de los primeros elementos que debemos tener en cuenta a la hora de limpiar un quirófano, empieza por el lavado de nuestras propias manos.

Limpieza de manos quirúrgica

  1. Las manos deben estar completamente limpias (libres de esmaltes y de la presencia de joyas). 
  2. Humedecer las manos y los antebrazos con agua tibia. 
  3. Limpias las uñas con la ayuda de un cepillo estéril indicado para ese fin. 
  4. Aplicar el antiséptico en manos y antebrazos y frotar en movimientos circulares abarcando los espacios que quedan entre los dedos. El lavado siempre será desde las manos hasta los antebrazos; nunca al revés. El proceso debe durar 4 minutos. 
  5. Aclarar los brazos por separado. 
  6. Secar manos y brazos con una toalla estéril.  
  7. Tras el lavado de manos quirúrgico, los brazos deben permanecer por encima de la cintura, evitando tocar nada hasta que se coloquen los guantes. 

 

Materiales ante la limpieza de un quirófano

Lo más importante a la hora de la limpieza de quirófanos es cuidar adecuadamente los materiales con los cuales esta se lleva a cabo. 

Para evitar que se contaminen, se debe tener una función específica para cada uno de estos.

Además, debes tener en cuenta que los materiales solo se usarán en las zonas de quirófano.

Para no usar bayetas u otros elementos en diferentes tareas, puedes emplear un código de colores.

De esta manera, evitarás usar por error una bayeta u otra herramienta de limpieza en una tarea que no es la asignada.

Ten en cuenta que, con el fin de que los  materiales de desinfección usados para la limpieza de quirófanos no se contaminen, debes guardarlos de manera aislada en una bolsa de plástico hermética o similar.

En otras palabras, debes guardarlos solos y en un espacio que no esté contaminado.

De no ser así, no podrás descontaminar el área sin importar lo bien que hagas la limpieza de quirófanos.

Necesitaremos carros para limpieza hospitalaria con dos cubetas separadas. En una pondrás el desinfectante y en la otra el agua.

También necesitarás bayetas y fregonas las cuales debes desinfectar cada vez que las uses, ya que los microorganismos se adhieren fácilmente a estas.

Para desinfectar estos elementos, debes sumergirlos en desinfectante durante al menos cinco minutos.

Los productos de limpieza y desinfección hospitalaria que son eficientes para realizar la limpieza de quirófanos se caracterizan por no tener efectos tóxicos, por no producir reacciones perniciosas cuando se mezclan, por ser inodoros y  por combatir un amplio cuadro de microorganismos.

 

Áreas a limpiar y desinfectar

La buena limpieza de un quirófano incluye cualquier rincón que forme parte de ese espacio, hasta allí se debe limpiar.

Observa cómo desinfectar un quirófano tomando en cuenta las diferentes áreas que lo conforman y la forma de hacerlo.

Es conveniente trazar un plan de limpieza previo, para no dejar nada sin limpiar. Paso a paso.

Suelos

Estos se deben limpiar tanto en la mañana como en la tarde al terminar la jornada de trabajo.

Es fundamental cumplir con este esquema de trabajo y hacerlo con los productos estipulados para este fin.

El jabón adecuado y las herramientas de limpieza precisas para que todo quede impecable, según lo estipula el protocolo.

El piso puede verse afectado por algún derrame de sangre o insumos médicos, es importante darle atención.

Es por eso que la limpieza de estos debe ser rigurosa y apegada a lo que establece cómo desinfectar un quirófano.

 

Paredes

Se incluyen dentro del arreglo de limpieza general que se lleva a cabo una vez cada mes.

Es diferente a la manera de limpiar el suelo, pero no deja de ser algo vital para evitar las infecciones.

Según lo que establezca el cronograma de limpieza, se debe trabajar con los productos indicados al tiempo que se requiera.

Lo que se busca con estas medidas es evitar la propagación de bacterias e infecciones que pongan en riesgo la vida.

 

Aire Acondicionado

Estas forman parte del espacio donde se encuentra el quirófano y también se incluyen en el arreglo de limpieza.

Según lo establecen las pautas de cómo desinfectar un quirófano estas rejillas se limpiarán cada 3 semanas.

Se deben desmontar por completo para una buena limpieza, además de usar los productos recomendados para su desinsectación.

Debemos tomar en cuenta que la humedad y el frío contribuyen al desarrollo de las bacterias.

Por las rejillas circula el frío que proviene de los aires acondicionados, lo que las expone a la humedad.

Convirtiéndolas en un foco de proliferación de bacterias y gérmenes, razón por la que se incluye en esta lista.

 

Mesa de instrumentos y lámparas

Forman parte del equipo quirúrgico y debemos prestar mucha atención al momento de su limpieza que ha de realizarse diariamente.

Después de cada intervención quirúrgica estos equipos deben ser sometidos a una limpieza exhaustiva con los productos adecuados.

Prestando especial atención a zonas donde se haya producido algún derrame por lo cerca que están de la mesa de operaciones.

Al seguir las indicaciones establecidas para su limpieza se obtendrán mejores resultados en el trabajo de cómo desinfectar un quirófano.

Es posible que no hayamos mencionado por nombre todos los lugares del quirófano, pero queremos dejar claro algo importante.

Hay que limpiar hasta las esquinas del quirófano incluso los lugares de más difícil acceso para prevenir posibles infecciones.

 

Temperatura y ropa adecuada

El promedio de la temperatura debe oscilar entre 22 y 25 grados centígrados.

Y la humedad debe rondar entre el 45% y el 60% de acuerdo a las normas de cómo desinfectar un quirófano.

La otra clave tiene que ver con que el personal dentro del quirófano use adecuadamente el traje quirúrgico.

Cubrirse la cabeza, los pies, usar guantes, pero además de eso deben evitar moverse lo menos posible.

Y algo esencial no permitir el tráfico dentro del quirófano de personas que no trabajen allí.

Atender estos requerimientos disminuye el riesgo de que las bacterias proliferen y se pueden controlar las infecciones.